Perú y el sector Govtech

Perú y el sector Govtech

El Perú ingresa al Bicentenario sin asiento en la OCDE, pero con un propósito común: crear un país digital eficiente, transparente e inclusivo. En favor de ese anhelo nace GOVLINK.PE, primer bróker digital govtech de Iberoamérica, que une la oferta de startups con la demanda de gobiernos, empresas e inversores. Todo centralizado en un solo lugar.

La revolución tecnológica nos ha hecho entender a la fuerza que la transformación digital no es optativa, ni para el sector privado, ni para los gobiernos. Lo digital, por default, está en todo: nuestro celular, computadora, etc. Lo digital hoy en día es imprescindible. Uno de los grandes retos para los gobiernos, sobre todo los latinoamericanos, es alinearse para adoptar con éxito soluciones tecnológicas que puedan ser aplicadas a las prestaciones de servicios ciudadanos. Ese reto se ve más difícil por las brechas que existen: en conectividad, en interoperabilidad, en alfabetización digital, entre otros. Con el Covid, esas brechas se han hecho más notorias y han puesto a prueba al Gobierno, y sobre todo a los funcionarios públicos. ¿Cómo controlar los contagios y cómo detectar a los enfermos? ¿Cómo trackear a los contactos involucrados? ¿Cómo puede continuarse con los servicios esenciales de educación, salud, movilidad, etc., cuando el Covid ocupa todo nuestro tiempo y recursos? ¿Cómo organizar y fortalecer una resistencia civil frente al Covid con prácticas preventivas de protocolos sanitarios? ¿Cómo brindo mejores servicios digitales? Todas esas preguntas, y muchas más, vienen siendo respondidas por los gobiernos mediante soluciones GovTech.
GovTech es el término empleado para referirse al uso de las distintas tecnologías emergentes (inteligencia artificial y machine learning, big data analytics, IoT, cloud computing, blockchain, automation/RPA, etc.), en la transformación de procesos, funciones, actividades o servicios públicos a cargo del Estado, a través de la eficiencia y una mejora en la experiencia del ciudadano. Govtech es el paraguas para el desarrollo de los vínculos público-privados, ya que son soluciones principalmente de startups, scale-ups y pymes digitales (privado) las que se acercan a las entidades del sector público.
El desarrollo de servicios y productos Govtech es variado, las categorías van desde la prestación de servicios (salud, educación, transporte, seguridad, etc.), la infraestructura digital (sensores, drones, wifi público, etc.), la gestión administrativa (procesos, registros, toma de decisiones basada en data, etc.) hasta la democracia ciudadana (consulta pública, elecciones, etc.), entre otros.
En suma, el sector GovTech busca ayudar a generar un gobierno ágil, transparente, simple y eficiente, mediante el ejercicio del gobierno abierto, la interacción y la colaboración de todos los actores involucrados en la sociedad: empresas, startups, multilaterales, inversionistas, sociedad civil y gobiernos, para que estos últimos cuenten con herramientas eficaces para hacer frente a la urgencia de sus desafíos.

Un Perú digital

Quizás el dolor más grande en la carrera de la transformación digital del Perú es la conectividad digital. En el Perú, sólo el 40% de hogares cuenta con conexión a Internet, eso supone que más de la mitad de la población del país no está conectada (los más afectados se ubican en zonas rurales)(INEI, 2020). Por otro lado, sobre el acceso a internet, se conoce que el 87.9% de la población ha accedido a Internet a través de un dispositivo móvil (INEI, 2020).
A ello, se suma la deficiente interoperabilidad. El Perú no cuenta con una arquitectura digital distribuida, transversal y escalable que esté pensada para millones de potenciales usuarios conectados de manera simultánea en cualquier parte del país (Cuadros, E., 2020). Alrededor de 250 servicios se encuentran disponibles en la PIDE (Plataforma de interoperabilidad del Estado), utilizados por alrededor de 300 entidades públicas de un total de cerca de 3000 entidades (SEGDI 2016 y 2021).
Como sabemos, existen diferentes índices y rankings internacionales que miden el desarrollo digital o de innovación en los gobiernos. Encontramos, por ejemplo, en primer lugar el GII (Global innovation index), índice que califica a los países en términos del entorno favorable, así como en sus resultados, en relación a la innovación. El Perú se ubica en el puesto 76 de 131 países. Por otro lado, está el EGDI ONU, índice que evalúa a 193 países, en cuanto al desarrollo en gobierno electrónico y la capacidad de las instituciones para utilizar las tecnologías en la prestación de servicios. El Perú se ubica en el puesto 71. Asimismo, hallamos al índice E-Participation, que mide el uso de las tecnologías para involucrar a las personas en la toma de decisiones públicas, en la administración y prestación de servicios. El Perú ocupa el puesto 55 de 193 países.
Finalmente, un índice que cabe mencionar en el presente artículo es el GovTech Index Report de la CAF. Este índice mide el ambiente de innovación, el avance en políticas públicas para la adopción de GovTech, y el nivel de relacionamiento que existe entre las startups y el gobierno. El Perú ocupa el puesto 10 de los 16 países de Iberoamérica (los latinoamericanos, más España y Portugal). Son 6 indicadores y un puntaje de 1 a 10. En resumen, los indicadores en los que el Perú puntúa más bajo son entorno político (3.47/10), debido al bajo gasto en I+D y la falta de políticas específicas en cuanto a innovación y gobierno digital; y el entorno digital (3.60/10), debido a la poca viabilidad que existe para implementar el gobierno abierto y la poca infraestructura digital. Influyen también la corrupción, la falta de capacidades digitales de la población y la poca adecuación del marco regulatorio a la realidad digital.
En ese sentido, somos conscientes que el Estado peruano, mediante su Secretaria de Gobierno Digital, viene desarrollando diferentes esfuerzos para empedrar correctamente el camino hacia la transformación digital: el reglamento de la Política de Gobierno Digital 1412, que plantea como meta lograr la transformación digital de la administración peruana al 2023; la mejora del Portal Único del Estado Peruano (gob.pe); la publicación de la Agenda Digital País al Bicentenario del 2019, que contiene 21 compromisos del Estado Peruano hacia el 2021, que aunque no establece objetivos concretos y medibles, ha servido para marcar una ruta; la digitalización de algunos servicios públicos que concentran la mayor demanda ciudadana; entre otros esfuerzos. Sin embargo, la aspiración y el afán no parecen ser suficiente para avanzar en esta carrera del destiempo.

El Perú Govtech

Estamos convencidos de que el Gobierno peruano debería integrar a su labor a todas las iniciativas govtech de la sociedad civil y del sector privado que deseen brindar ayuda. Y hablo específicamente de las iniciativas Govtech. A su vez, el Estado debería buscar con ahínco una adecuación más rápida de su regulación y políticas públicas. Por ejemplo, el Perú necesita a gritos cambios en los procesos de adquisiciones. Debería primar la elección de la mejor solución, no de la “más barata”. Debería optarse por el acercamiento a los desarrollos de las startups govtech, las mismas que deberían competir en procesos flexibles y abiertos al pilotaje y a procesos de sandbox.
Por el momento, la aplicabilidad de tecnologías govtech en el Perú es tímida o limitada. Como sabemos todos, existen trámites en línea, firmas digitales, pagos electrónicos y alguna que otra solución digital elemental, pero aún no existe un involucramiento con soluciones de inteligencia artificial, machine learning o big data analytics, por nombrar algunos ejemplos generales. Aún no existe una estrategia Govtech que sea el faro que guíe el barco.
Cuando creamos GOVLINK.PE, el sueño fue ser una plataforma que integre los diversos anhelos y propósitos digitales del Perú, para poder mejorar la forma en que el gobierno peruano ejecuta el delivery de sus servicios. GOVLINK es la innovación abierta llevada a la práctica: todos los actores que pueden hacer la diferencia en el proceso de transformación digital del Estado en GOVLINK los vamos a ver cooperando juntos, interactuando con las entidades en un sólo lugar: digital, remoto e inteligente.
Perú requiere de líderes con mucha vena social. Que decidan y actúen basándose en datos relevantes, pero que a la hora de implementar algo, ese algo esté centrado en resolver problemas que aquejan a todos los ciudadanos, sobre todo a los más vulnerables. Estamos felices de saber que GOVLINK.PE, es una solución peruana, que desde el Perú se alza como pionera en el sector Govtech, siendo el primer bróker digital y marketplace que une la oferta govtech con la demanda desatendida de las instituciones públicas y otros actores vinculados. Confiamos en que nuestra plataforma poco a poco se irá convirtiendo en un referente para otros países de la región y nos esforzaremos para que así sea. Arriba Perú!